Todo detrás de los frutos del bosque

Son pequeños y surtidos de vitaminas, flavonoides, minerales y grandes fitoquímicos, cuya función antioxidante y sus propiedades antiinflamatorias, pueden hacer grandes milagros por nuestra salud.


Los frutos rojos o frutas del bosque son, principalmente, bayas. Dentro de este grupo podemos incluir: grosellas, moras, arándanos, endrinas o arañones, madroños, frambuesas, fresas, fresones, cerezas, ciruelas, uvas, entre otros dependiendo la región.


Los expertos reconocen que comer frutas altamente coloreadas como los frutos rojos, mejoran notablemente nuestra salud, gracias a su alta composición en antioxidantes, nos ayudan a reducir el colesterol, cuidar de nuestra salud cardiovascular y son importantes pues todos estos elementos luchan contra el envejecimiento celular y que nos hacen fuertes frente a posibles incidencias del cáncer.


Se ha demostrado científicamente que su consumo regular protege los vasos sanguíneos y el sistema neurológico.


El conocer cuáles son las propiedades nutricionales de cada fruta resulta particularmente interesante sobretodo a la hora de descubrir qué beneficios nos aportan, siendo de hecho unos alimentos que no podrían faltar dentro de una dieta variada y equilibrada.

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags